top of page

¿Cómo administrar tu dinero al retirarte?




El retiro es para disfrutar de nuestro esfuerzo y cumplir nuevas metas. Para ello debes saber cómo administrar tus recursos al retirarte.


Llevar una buena administración de nuestras finanzas personales puede ser un gran reto por muchos años antes de llegar al retiro. Es por eso que, ya para cuando llega el momento se espera que seamos casi expertos administrando nuestros recursos, ¿cierto? Pero la verdad es que la manera de hacerlo de cada persona y sus circunstancias son diferentes.

De acuerdo con el estudio Iniciativas Privadas de Educación Financiera en México: Oferta, Demanda y Oportunidades de Mejora, realizado por Nacional Monte de Piedad en colaboración con el ITAM, el 67% de los mexicanos se encuentra en una situación en la que sus finanzas no son precisamente las mejores, por eso es necesario conocer las diferentes opciones que hay para sacarle el mayor provecho a tu dinero y prepararte para el retiro. Aquí te contamos las opciones que hay para hacerlo. Realiza un presupuesto mensual: Al ir avanzando hacia la vida de adulto mayor, tus gastos van evolucionando de acuerdo con tus necesidades, que ahora pueden estar dirigidas a actividades de esparcimiento, nuevos intereses, proyectos por realizar, imprevistos y sobre todo seguros de gastos médicos. Toma consciencia de la cantidad a la que ascienden tus gastos mensuales, del dinero que tienes ahorrado y del monto que recibes por tu pensión y/o afore (en caso de que cuentes con alguno de ellos). Hoy más que nunca te conviene racionalizar tus gastos de acuerdo con tus ingresos fijos. Identifica cuáles son tus gastos estrictamente necesarios y cuáles no, para poder considerar o destinar una cantidad de inversión en algún instrumento que te permita seguir asegurando tu calidad de vida en el futuro. Incrementa tus ahorros: Si el único ingreso que recibirás proviene de tu pensión mensual, una opción para hacerlo crecer es el destinar una cantidad de la que puedas prescindir a un fondo de inversión. Para decidir en qué instrumento invertir, primero deberás informarte cuáles te ofrecen el mejor rendimiento, aunque te recomendamos que seas conservador ya que pueden existir fondos de inversión que te ofrezcan rendimientos superiores, pero por lo general a mayor rendimiento existen mayores riesgos. Además, el tiempo que tienes para poder reducir o recuperarte de esos riesgos es mucho menor. Aún con esto, todavía tienes posibilidades de hacer crecer tu dinero, siempre y cuando sepas cómo vas a usarlo. Por ejemplo, puedes dividir ahorros que no vas a usar en los siguientes 5 años e invertirlos en un instrumento moderador y los que están enfocados a cubrir gastos de emergencia o alguna compra cercana, en instrumentos con liquidez, no olvides considerar tu perfil de inversionista, el tiempo de tu inversión y la meta a la que quieres llegar.

Recuerda que la CONDUSEF (Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros) te ofrece cuadros comparativos y hasta simuladores de ahorro con los diferentes instrumentos bancarios en su sitio web. También puedes dirigirte con un asesor de tu banco de confianza, quién te ofrecerá opciones de inversión de acuerdo con tus necesidades.

Para ayudarte a tomar una mejor decisión considera muy bien la cantidad que estás dispuesto a invertir y el periodo que más te convenga, sin afectar tu flujo de efectivo. Disfruta de tus recursos responsablemente: Habiendo tomado las decisiones correctas después de reconsiderar tus necesidades económicas, podrás administrar de una manera mucho más eficiente los valiosos recursos con los que cuentas actualmente, sobre todo si los haces crecer de manera inteligente al destinar cualquier excedente de efectivo en la inversión adecuada. Es importante reservar cierto monto para ocuparlo en aquellas actividades que siempre quisiste hacer, para las que antes no tenías tiempo. Disfruta de tu retiro sin descapitalizarte, analiza los ajustes que puedes aplicar a tu vida para hacerla mejor. Por ejemplo, una buena idea para mantener el control de tus gastos es planear con cierta antelación las compras del supermercado que necesites hacer. Hoy en día hay muchas opciones que ofrecen descuentos y promociones al ordenar tu lista del súper a través de internet, y que cuentan con entrega a domicilio. También puedes replantearte si aún necesitas el mismo espacio para vivir que antes, ya que al disminuir el tamaño de tu casa podrás reducir gastos como servicios, mantenimiento o renta, en su caso. Una casa de una planta puede resultar mucho más práctica y cómoda en la vejez, pero no te olvides de mantener tu cuerpo y mente en forma, ya que de ello dependerá el que continúes tomando las mejores decisiones. El mantener tu mente ocupada con alguna actividad puede incluso reportarte algún ingreso extra, si alguna vez consideraste dedicarte a la docencia o a la consultoría basándote en tu acervo profesional, este es un buen momento para hacerlo.

25 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page